Las víctimas del COVID-19 y la irresponsabilidad social .

0
549

Muchos son los enfermos y las víctimas mortales en el municipio sin embargo poca es la responsabilidad social y empatía para cuidarnos y cuidar de los demás usando un simple cubrebocas o evitando asistir a reuniones sociales.

El incontrolable crecimiento del COVID-19 en todo la República Mexicana a generado innumerables tragedias y perdidas invaluables de vidas que , prácticamente siete meses después de su brote en el país , aún no se pueden cuantificar ,por una parte por la incontrolable propagación de la pandemia causada por la irresponsabilidad social y por otro por falta de estrategias adecuadas de los gobiernos para contenerla .

Hemos comentado que el 11 de abril del 2020 se confirmó el primer caso de esa pandemia en Tepeaca ,de un masculino que fue internado de emergencia en un hospital privado.Cuatro meses nuestro municipio registra 165 casos y 50 defunciones por la enfermedad, algo inimaginable y escalofriante .

Lamentablemente muchos son los factores que se pueden enumerar por el incremento de casos de la pandemia, sin embargo la irresponsabilidad social y falta de empatía con los enfermos y víctimas , por mucho sobresalen vergonzosamente en estos tiempos .

El pasado fin de semana fue una muestra lamentable de irresponsabilidad social de los tepeaquenses con fiestas en las juntas auxiliares de San Hipólito Xochiltenango, Candelaria Purificación y San José Carpinteros, cuándo están prohibidas en estos tiempos para evitar la propagación de la enfermedad

La realidad es que las reuniones sociales continúan sin rubor alguno en Tepeaca; mucha gente no usa el cubrebocas , ni en la calle ni el transporte público, sin que nada ni nadie les haga cambiar de opinión ;no se respetan medidas higiénicas y sana distancia en muchos lugares incluido el transporte publico ,fiestas y reuniones ; el sentirnos invulnerables muestra una forma retrograda de pensar , de irresponsabilidad e ignorancia. 

Decíamos que acuerdo a la Organización Mundial de la Salud la mayoría de los más recientes casos de COVID-19 en el mundo se registran en Latinoamérica en especifico en México, Brasil y Perú , en dónde la ignorancia e irresponsabilidad esta a la orden del día.

En todo el país hasta el día de ayer 20 de julio había ya 39 mil 485 defunciones y 349 mil 396 infectados en todo el territorio nacional.En Puebla van2 mil 236 defunciones y 17 mil 513 positivos acumulados que colocan a la entidad entre las de mayor incidencia en toda la República .

Las estrategias gubernamentales han fallado estrepitosamente ,son tardías y torpes .Los pronósticos y proyecciones de la enfermedad en el territorio son de miedo y las medidas sanitarias del sector salud han sido un fracaso rotundo encabezadas por el cantinflesco subsecretario Hugo López Gattell y avaladas por la soberbia del presidente López, que continúa sin dimensionar las consecuencias de la pandemia .

En Tepeaca decenas de personas apreciadas y queridas , lamentablemente han partido de este mundo víctimas de esta pandemia ante la indiferencia irresponsable de mucha gente que sigue pensando que esa pandemia no existe.En Puebla las instituciones de salud de gobierno están colapsadas y no hay espacios suficientes para atender a mas enfermos de COVID-19. Así las dimensiones de una tragedia anunciada.

Lo seguimos reiterando , contrario lo que dice el macuspano , No hay curva aplanada de la enfermedad; no hay “Nueva Normalidad”,no hay responsabilidad social, no hay estrategia que de certeza y confianza ante la pandemia,no hay para cuando regresar a las escuelas, no hay recursos, no hay cabeza en el gobierno. En México no hay , en corto plazo, para cuando se vea una luz esperanzadora  que marque el camino ante la irresponsabilidad social y el mal gobierno.

El apoyo gubernamental no llega al sector salud , salvo a incondicionales de programas sociales y Ninis. Los recursos de los mexicanos se dilapidan en en proyectos retrogradas como 2 Bocas, Tren Maya y el aeropuerto de Santa Lucia. Esa es nuestra realidad

Reiteramos el futuro no es nada halagador en nuestro municipio y dependerá en gran medida de la sociedad civil que los estragos de la pandemia sean los menos dañinos posibles.De entrada olvide el regreso de los escolares a las aulas en clases presenciales , al menos en este año.

En la medida de nuestras posibilidades , permanezcamos en casa y sólo salgamos para lo más indispensable; guardemos sana distancia en cualquier espacio publico ; sigamos medidas higiénicas y usemos cubrebocas.En la medida que nos protegemos nosotros ,protegeremos a los demás .